Kakamega Forest

No sería de recibo acabar este primer año en Kakamega y no haber escrito sobre Kakamega Forest, y por lo que es conocida esta pequeña ciudad de oeste de Kenia.

DSCN4387El último leopardo en Kakamega Forest se vio en 1991. Aunque hoy en día no quedan animales salvajes, en ella se pueden encontrar números tipos de serpientes, mariposas y monos. Pero sobre todo, es una gran reserva de aves, más de 400 tipos y motivo por el cual atrae cada año a expertos y amantes de los safaris ornitólogicos. No es uno de los parques más visitados de Kenia -como muchos otros destinos fascinantes de este país que no están en los recorridos turísticos habituales- pero pasar un día paseando entre sus árboles merece la pena.

DSCN4388

Hoja utilizada para elaborar telas

La reserva no sólo es rica en vegetación, sino también en cultura. Los luhya han vivido siempre rodeados del bosque, por lo que es el origen de muchas de sus costumbres y medicinas naturales. Las pieles con las que se hacen los trajes los jefes de la tribu provienen del mono coloboe, algunas telas con las que fabrican vestidos son hojas de una planta del bosque, o las setas que recolectan del bosque son alimento de los luhya. Incluso el jugo de una de sus hojas las usaban antaño como veneno para defenderse contra los animales salvajes que habitaban el bosque. Quizás, motivo por el cual acabaron desapareciendo de estas tierras.

DSCN4403

Ficus lutea más antiguo de Kenia

Uno de sus tesoros es el ficus lutea. Sólo quedan cinco ejemplares en Kenia debido a la deforestación y recolección de madera para el uso doméstico. Todos ellos se encuentran en Kakamega Forest, aunque el más famoso por sus dimensiones es el más antiguo, con más de 300 años; impresiona e impone cuando lo descubres en el camino.

Kakamega Forest es el último bosque tropical que queda del que antaño unía Kenya con el centro de África, así que su interés y protección están más que justificados. Aunque el nombre sólo indica el parque que rodea Kakamega, su ecosistema se extiende más allá de esta región, incluyendo los bosques, también visitables, de los alrededores de Kapsabet.

Gracias al ecosistema creado por estos frondosos bosques, la mayor parte de la agricultura del país se produce en esta zona del país. Sin embargo, el propio desarrollo de la población ha provocado la desaparición de cientos de hectáreas de bosque. Pero hoy día existen numerosos programas de concienciación de la población y reforestación en las comunidades de alrededor  y en las propias escuelas que han conseguido frenar la tala de árboles, entre otras actividades.

Advertisements

2 thoughts on “Kakamega Forest

  1. alosanz says:

    Qué impresionante, María! Es precioso! Me gustan las fotos… 🙂 Por favor, no te vuelvas antes de que yo vuelva por allí… Quiero ir a verte!!! 🙂

  2. […] una periodista española que vive en Kakamega, María, a la que había conocido a través de su blog tiempo atrás, mientras me documentaba sobre el viaje. Había logrado hablar con Nixon antes y […]

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s